Economía | 31 enero, 2019

¿Cómo nos beneficiamos con los descensos de los activos financieros?

Sergio García Head of Third-Party Products

Cada vez son más los clientes que, ante las incertidumbres de los mercados financieros, desearían invertir en un producto que pueda beneficiarse tanto de las subidas como de los descensos de activos financieros que les interesan, como pueden ser los índices bursátiles o las acciones.

Utilizando productos estructurados, desde BBVA en Suiza podemos proponer alternativas que reúnen esas condiciones, como es el caso de los productos estructurados ‘Twin -Win’

 

¿Cómo invertir en estructurados protegiendo el capital?

Los productos estructurados son soluciones de inversión interesantes que nos ayudan a construir un vehículo de inversión que se adapte exactamente a nuestras necesidades, a partir de combinaciones de distintos activos financieros (renta fija, renta variable, derivados, etc.).

¿En qué consiste este producto?

De forma genérica, un producto Twin Win nos ofrece la posibilidad de obtener rentabilidad positiva tanto de las subidas como de los descensos del subyacente del estructurado. Aunque, como en cualquier producto estructurado, existe un gran abanico de alternativas que permiten personalizar el producto según las necesidades específicas de cada cliente, el ejemplo más común es el de un producto que nos paga el 100% de la subida del subyacente y también el 100% del descenso, pero en valor absoluto, es decir, en rentabilidad positiva.

Utilizando un ejemplo sencillo, si nuestro subyacente ha bajado un 10% durante el periodo definido en los términos del producto, el cliente obtendría una rentabilidad del 10%. Si, en cambio, nuestro subyacente experimenta una subida del 10%, a vencimiento el producto pagaría esa rentabilidad. Habitualmente, estos productos suelen tener barreras máxima y mínima que, en caso de ser alcanzadas por el subyacente, harían que el producto no acumulara ninguna ganancia a vencimiento. Es decir, si fijásemos las barreras en un +/- 20%, si el subyacente a vencimiento ha experimentado una ganancia o pérdida superior o inferior a ese límite, no habrá rentabilidad para el cliente. Además, estos productos suelen contar con una protección de capital ofrecida por el emisor, por lo que a vencimiento el capital del cliente será reembolsado independientemente de la evolución del subyacente del producto.

Esta solución puede ser muy interesante si se desea invertir de forma conservadora en el mercado de renta variable y obtener una rentabilidad positiva en el contexto poco definido del mercado de renta variable actual.

Si tiene alguna duda, no dude en contactar con su asesor antes de tomar la decisión de invertir.